Networking y empleo: Los beneficios que genera el contar con una red de contactos que sea sólida

Expertos abordan los beneficios de tener una red de contactos y cómo identificar a sus miembros. Además, entregan recomendaciones para buscar trabajo durante la pandemia y analizan el impacto que esta tuvo en los diferentes rubros.

Ante las dificultades en el mercado laboral, a raíz de la pandemia, resulta fundamental recurrir a las redes o también conocidas por su anglicismo, networking. Su importancia radica no solo en las oportunidades laborales que presentan sino también en la retroalimentación que ofrecen y en la oportunidad de contar con buenas relaciones humanas. No obstante, o todos saben cómo construirlas, consolidarlas o identificarlas.

Para el psicólogo y académico de la Facultad de Psicología de la Universidad San Sebastián, Felipe Parra, el desarrollo de un emprendimiento de una carrera u cualquier otro tipo de proyecto requiere de una red de apoyo. “Si bien aplica de manera particular a cada caso, un consejo estándar sería involucrarse en actividades de interés relacionadas a su búsqueda: eventos online, comunidades en redes sociales, investigar tendencias y referentes, De este modo s genera contacto con personas dedicadas a determinado rubro”, indica.

Otra recomendación que hace el business manager de los programas Outplacement para Chile y Argentina del Grupo DNA, Ezequiel Pesce, es que quieren están ad-portas de salir de la universidad mantengan el contacto con sus futuros colegas. “Desde el día que salen de su casa de estudios deben planificar su desarrollo profesional y deben mantener el contacto con sus compañeros de universidad, o incluso con sus profesores, ya que serán su primera red”, asegura.

Una sensación positiva que genera el networking es la autoeficacia, es decir, que ante desafíos profesionales se tiene una mejor capacidad para resolverlos. “Si yo tengo una buena red de contactos, tengo mejores posibilidades de enfrentar este desafío porque me puedo apoyar o aconsejar por profesionales que trabajan en el área o que pasaron por esa experiencia”, afirma el psicólogo y magíster en Desarrollo Organizacional y Recursos Humanos.

Buscar trabajo

Una vez reconocidas y afianzadas las redes de contacto, comienza la búsqueda de empleo. En este punto, se recomienda verlo como un trabajo y visitar los distintos portales que publican oportunidades profesionales. “Buscar trabajo es un trabajo, al que tienen que dedicarle 45 horas a la semana”, asevera Ezequiel Pesce. Agrega: “El 30% de las vacantes laborales en Chile se publican en Internet”.

En esta misma línea, Felipe Parra asegura que, aunque los procesos de reclutamiento y selección online, se debe considerar más que nunca el uso de herramientas digitales como una competencia que se debe potenciar. “Por otro lado, no debemos cerrarnos a posibilidades, ya sea geográficas o por tipos de industria o edad, Hoy estamos viviendo cambios importantes en muchas prácticas y eso es un espacio para ser creativos y adaptar nuevas formas”, dice.

En este espacio, las competencias trasversales son muy valoradas en el mercado, es decir, la capacidad de generar soluciones ante las dificultades que surgen y mutan en cortos periodos. “Las competencias técnicas están pesando entre un 15% a un 20% en la decisión de las compañías. El resto tienen que ver con las habilidades blandas”, puntualiza Ezequiel Pesce.

Mercado laboral en pandemia

Debido a las múltiples consecuencias que ha acarreado la situación sanitaria el mercado laboral ha sufrido impactos en varios sectores, mermando con ello la creación de nuevos puestos de trabajo. “Antes de comenzar la pandemia,. en febrero 2020, teníamos un promedio de 100 búsquedas abiertas para nuestros clientes, tales como jefaturas, analistas senior y gerencias. Entrando en marzo, tuvimos un promedio entre 10 y 15 búsquedas abiertas. A medida que avanzó el año, comenzó a mejorar el panorama”, detalla Pesce.

No obstante, estas circunstancias solo favorecieron a ciertos rubros, como el comercio electrónico y el área de la salud ya que la gente siguió comprando desde su casa y, a la vez, continuó buscando mejorar su salud física y mental. “Asimismo, quienes apoyan la implementación de estos sectores se vieron potenciados por ese efecto en cadena, no así servicios asociados a actividades que no podemos realizar en pandemia porque requieren presencialidad”, sentencia Felipe Parra, magíster e Desarrollo Organizacional y Recursos Humanos.

 

Fuente: https://www.elsur.cl/

Imagen: Freepik.es

Comments

comments

You may also like...

Agregar un comentario